4 oct 2006

ENCUENTRO DE ALMAS... EN AMOR

Hablar de esto otra vez?... si.... porqué? para mi, es un tema que a todos los seres humanos nos apasiona e inquieta, nos mueve y nos intriga y sigue siendo un misterio en nuestro interior.
Retomo las reflexiones sobre esto, y no sólo que mi presente y mis circunstancias lo ameriten, sino que al haber llegado a este mundo bloggero me he dado cuenta de cuanto necesitamos hombres y mujeres hablar al respecto, opinar y saber de los demás, aunado a esto también mi inquietud obedece a la respuesta que dío "centrífugo" a un post.
Y bueno quienes lo hemos leído estamos de acuerdo que siempre nos deja pensando y con mucha tarea mental, reconociendo sus dotes para escribir y proyectar quisiera citarlo:

El Amor es una entidad abstracta y, como tal, muchas veces oscura e inasible. Y sin embargo enteramente humana. Los seres humanos somos complejos, pero, por encima de todas las cosas, somos inacabados, dinámicos. Nos enamoramos de un instante y vamos amando a la persona que descubrimos, pero las personas nos tranformamos, cambiamos... y también involucionamos. A veces el amor fue sólo la cara dulce de la ternura o el cariño y el amor en realidad nunca llegó. Hoy sé que uno puede jurar haber pasado por el enamoramiento y el amor, para descubrir después que hubo cariño, compañía, ternura, enamoramiento quizá... ¿pero amor?
Al leer lo anterior vaya que me dejo pensando, escribí, hice introspección, leí, y esto fué lo que más me hizo sentido al respecto:
"El encuentro de almas"
. . . aquello que llamamos alma está hecho de peculiaridades, deseos, atracciones, afinidades y por eso es tan díficil el genuino encuentro entre amigos o amigas, pero tanto más entre un hombre y una mujer. Lo improbable entre un hombre y una mujer radica en que allí concurren muchos más hilos de tensión que entre amigos, pues se juega un delicado equilibrio entre el querer de la posesión y el querer del amor.
Suelen confundirse, pero hay un indicio para detectar cuándo (el encuentro de almas en el amor) se produce:
Cuando aparece ese extraño deseo de involucrarse con el otro, de permanecer con él, de estar dentro de él, se comienza a armar un vínculo excepcional, porque ese deseo aúna los cuerpos y las almas. En rigor, bien mirada la cosa, los cuerpos son más que almas.
El otro es aquel que en el amor no es distante, sino que forma parte de los tejidos propios. El otro se va encarnando y va poteciando las intensidades. Eso pasa con los cuerpos, eso pasa con las almas, se disparan, se intensifican. Todo esto va más allá de las palabras. En todo caso, las palabras están más allá de los cuerpos, no los alcanzan, por eso los cuerpos , reclaman salir de la monotonía, necesitan transitar lo excepcional. Pero lo excepcional no es monumental, en todo caso, a la inversa, lo excepcional es callado, silencioso y sutil.
El amor tiene múltiples formas de manifestarse. Pero cuando el amor se mezcla con los cuerpos, ese todo que es el alma cobra un vigor extraño. Los poros se abren, la piel se lubrica, el deseo domina la memoria, los sexos se ponen radiantes, la energía que emanan se apodera de las voluntades. Ya no es uno el que piensa o el que desea, ya es el cuerpo mismo. Inútil resistirse, inútil es querer enderezar los caminos; ellos se trazan solos, sólo se trata de saber acompañarlos (que suele ser lo más difícil).
El romanticismo habló mucho sobre el amor. Las almas se inflamaban, la música se apasionaba, la poesía embriagaba. Pero el amor se confunde con las formas románticas de experimentarlo.
Pareciera que hoy, en la dimensión del hombre light, los sentidos se hubieran debilitado, hubieran perdido intensidad. Pero habría que pensar si acaso no se han modificado las formas del encuentro de almas, aunque no la necesidad del hallazgo del otro, ese otro que, es el que me afirma como yo mismo.
Cuando el amor se presenta (generalmente sin que nadie le llame) torna intensa la experiencia de vivir. Lo cotidiano se hace extraño, lo habitual se hace excepcional. El amor se acerca mucho a las enseñanzas de las sabidurías: lo extraño está en lo más cercano.
Dado lo excepcional del encuentro de almas, es natural querer conservar para siempre ese amor. Sólo que cada vez más ese "para siempre" es actual, no extenso sino intenso. Se trata de una eternidad hecha de instantes vivos y no monótonos... pero si se produce, uno advierte que ha sido convocado para celebrar esa asistencia. Es cierto que hay matices, pero uno sabe cuando esta viviendo esa convocatoria... del Amor.
P.D. Centrífugo, gracias por tus comentarios, creéme he aprendido mucho de tus palabras.

11 comentarios:

mithras dijo...

El amor es precioso e intenso. Lo unico que lo mata es el dia a dia, la rutina. Todos esos momentos que no son intensos, porque lo unico que es intenso despues son las peleas y las reconciliaciones. Depende de quien gane la batalla y lo que cuides los sentimientos propios y los de otros. Asi durará el amor. Seria genial que durase para siempre, pero pocas muy pocas parejas pueden decir eso.
Besos, me encanto el post.

Angel y Demonio dijo...

Mmmmm... no se que decir. Creo que contradeciré un poco a mi amigo mithras al creer que el amor cuando baja las revoluciones es igualmente bueno, si bien menos enloquecedor. Y que hay que luchar por una estabilidad, quizás no por un eterno "sentirse enamorado". En todo caso, hablo desde lo empirico, lo jamás puesto a prueba. Besos!

Luz Estevez dijo...

Alma me encanto lo que escribiste y lo que citaste..
" Es cierto que hay matices, pero uno sabe cuando esta viviendo esa convocatoria... del Amor"
Aprovecho para agradecerte por lo que dejaste en mi blog. Conozco la cancion de la cual hablabas, es muy linda y muy triste...
Gracias!!!
te mando un beso grande
y concuerdo en que el amor es un tema del cual todos queremos hablar, y ademas el mas interesante.

Anónimo dijo...

El texto este del final es muy bueno. Yo ya ves el nick que he elegido desde hace meses, pero con intención no solo de evocar el amor de pareja o el erótico, sino también y sobre todo el universal, el sublime, la fuerza positiva, la belleza, todo lo que es bueno, todo lo que hace feliz, y en él incluyo también el amor romántico y erótico. Y hay quien me ha dicho que es atrevido elegir este nick, pero elegí lo que consideraba mejor entre todas las palabras posibles. Un beso de
Amor

alma dijo...

mithras: Sabes, tengo una teoría muy personal pero el amor no es solo un sentimiento, es una decisión, la actitud hacia los demas determina mucho el cariño y el amor, no solo de pareja sino de mil cosas, la intensidad? la marcamos según nuestras circunstancias, gracias por comentar. UN BESO

a&d: Es lo de las mariposas en la panza científicamente está comprobado que si alguien sintiera todo el tiempo la intensidad del enamoramiento, sufriría un paro cardiaco, ya que la emoción es tan fuerte que no puede tu cuerpo físico y emocional soportarlo mucho tiempo... de ahí que se transforma. Besos

Luz: Que bueno que te gustó y estoy de acuerdo contigo, todos sabemos cuando es amor y no solo ilusión o un espejismo. Saludos y un beso.

amor: gracias por tu visita y comentario, buena elección tu nick, es controversial pero que maravilla, ver siempre esa palabrita nos estimula en todos los sentido. Un beso. y prometo visitarte

Krisalys dijo...

Reflexiones muy profundas en tu post. Debo confesarte que a mí también Centrífugo me ha hecho cuestionarme muchas veces sobre el amor, profundizar en el tema y no dejarlo sólo en la palabra o el sentimiento.
Lo difícil radica en que los cuerpos y las almas se junten, se fusionen y quieran acompañarse. No eternamente, por que nada es para siempre, pero sí que dure el tiempo en que ambos decidan estar juntos. Por que el amor es una decisión que se hace día con día con uno mismo y con la persona amada. No se da a través de las palabras, sino de un compromiso tácito y demostrado con detalles. El tiempo lo va determinando el compromiso y la decisión, es un acto de la voluntad.
Te mando un abrazo y espero te mejores de esa garganta afónica!

Angel y Demonio dijo...

Ays, que paso con la cancion? Jajaja! Vuelvo y ya desaparecio!!

Tamara blue dijo...

Todas las veces que me he atrevido a escribir sobre el amor creo que me he confundido más. Nunca se terminaría de escribir sobre él porque definitivamente es la mejor parte de vivir. Un beso!

alma dijo...

a&demonio: sorry!!! te la vuelvo a poner si?

tamara: Tienes razón, cada vez es más confuso, pero la verdad es que es más por catarsis que por volverlo claro, beso a ti también.

alma dijo...

krisaly: Amiga, tu mejor que nadie sabe como me siento al respecto. te mando un abrazo de los tuyos! Aliviáte pronto

Anónimo dijo...

Caray! pues en verdad que me lo había perdido. Muchas gracias por todas las flores. Me da gusto haber podido contribuir a tus reflexiones.

Me gusta tu visión del amor, más aterrizada, menos romántica. El romanticismo es técnica y el amor es vida. El amor nunca es igual y, como la película que nos recomendaste (la cual, por cierto, ya ví), hay que querer enamorar y enamorarse cada día. La rutina no mata al amor, sino al enamoramiento, que es frágil y a la vez volcánico. El amor requiere mucho tiempo para aparecer, pues se cocina a fuego lento y su sabor perdura también mucho a pesar de las amarguras ocasionales en la cocción. Por eso persiste y por eso es tan escaso: como los buenos guisos, hace falta mucha paciencia y amor a lo que haces, amor a amar.

Coincido con Krisalys y contigo en que el "para siempre" es real en el instante, pero no es una "verdad absoluta". Hay que amar cada día, como si fuera el primero y también hay que aprender a saber despedirse, pues es otra forma de amar. Mientras ambos tienen la decisión de estar juntos, poner empeño en estarlo y bien. Y cuando ya no haya esa magia, abrazarse fuerte y dejarse ir...

Un abrazo MUY centrífugo!